Reseña de ‘The worst around’ en El Correo (febrero 1991)

El 10 de febrero de 1991, L. M. Serón firmaba la siguiente crítica al recopilatorio The worst around, publicado por Romilar-D.

***

Varios autores: ‘The Worst Around’

Fuera de los circuitos comerciales habituales, empeñados en apostar por el ganador seguro, sólo la iniciativa de los sellos independientes permite a bandas del denominado rock underground salir a la superficie discográfica  En este caso, el sello madrileño Romilar-D ha asumido el riesgo de editar un álbum compartido, The Worst Around, con Cancer Moon, Los Bichos, La Perrera y La Secta.

Si antes la discográfica navarra Oihuka se decidía por cuatro promesas del rock euskaldun y mostraba su buen nivel, ahora es el tumo de otros cuatro grupos vascos, ya conocidos anteriormente, que cantan casi todo su repertorio en inglés y se desenvuelven con habilidad por los senderos más oscuros y tortuosos del rock.

Hace pocos años hubiera sido impensable la coincidencia y supervivencia en el País Vasco de formaciones del calibre de Cancer Moon, Los Bichos, La Perrera y La Secta, que reciben una atención considerable —casi de culto— en ambientes rockeros del resto del Estado. Sin embargo, en la actualidad, a la buena salud de la escena musical vasca se ha añadido una ampliación de gustos de un público que, aún siendo minoritario, apoya con entusiasmo y dinamismo el rock más inquieto.

Los más experimentados del lote de The worst around, Los Bichos y Cancer Moon, ya contaban con un elepé propio en la calle, pero su capacidad de sorprender es continua y siguen como valores en alza. Los primeros practican un rock con un regusto decadente, como corresponde a su confesada influencia glam; los segundos muestran el equilibrio del dúo formado por Jon Zamarripa (guitarra y teclados) y José Anitua (voz) frente a las adversidades, así como su fidelidad al noise-rock con detalles delicadamente inquietantes.

La otra mitad del recopilatorio se la reparten La Secta y La Perrera. Son los más noveles, pero también han confirmado sus posibilidades en discos anteriores, por sus sonidos densos e impetuosos.

Deja un comentario