Comentario de Fernando Gegúndez sobre la actuación de Cancer Moon y Los Bichos en Orduña (1990)

En el marco de las entrevistas realizadas por Nando Cruz para su libro Pequeño circo (Contra, 2015), Fernando Gegúndez, comentarista y catalizador esencial de la escena musical vasca en general, y de la trayectoria de Cancer Moon en particular, hacía los siguientes comentarios sobre el concierto de CM y Los Bichos celebrado en el mercado de Orduña el 14 de abril de 1990, incluidos en un capítulo dedicado exclusivamente a nuestros homenajeados…

***

El concierto histórico fue el que dieron en Urduña, una ciudad de unos seis mil habitantes a unos cuarenta kilómetros de Bilbao. Yo era veterinario y cuando llegué allí aquel verano [destinado para cubrir una sustitución]* me junté con la flor y nata del pueblo. Dijimos de montar un concierto y todos querían meter hardcore, pero yo dije, «no, vamos a meter a Cancer Moon y a Los Bichos; los dos grupos juntos va a ser un lujo». Fue la única vez que tocaron juntos.

No recuerdo dónde lo montamos. Tengo muy mala memoria de esos años. Fueron años de mucho crapulismo. Era un sitio cerrado, eso seguro. Y vino mucha gente. No sería de pago. Igual era en el marco de las fiestas. Ellos ya eran muy amigos. Josetxo «Bicho» y Asio venían a Bilbao cada poco porque habían confraternizado con nosotros y en Pamplona estaban solos. Se corrían la juerga y volvían. Aquello para los dos grupos fue una revelación. Fue decir, «joder, menos mal que no estamos tan solos». El sonido no estuvo muy allá, pero Jon estaba de muy buen humor ese día y eso siempre influía.

*Información adicional de F. Gegúndez.

***

De este mismo concierto ―tercera actuación de Cancer Moon tras su presentación en Nochevieja de 1989 en Santutxu y su estreno más «oficial» en Gaueko el 29 de marzo―, única ocasión en la que compartirían cartel con Los Bichos, contábamos ya con dos crónicas: la de Pablo Cabeza publicada en Egin, y otra aún por identificar (agradeceríamos vuestra ayuda para ubicar el medio y el autor).

Ninguna esclarece el motivo o la excusa con la que se organizó el concierto, si bien el texto de Pablo Cabeza descarta que este se encuadrara en el programa de fiestas locales (8 de mayo), por lo que podemos deducir que se trató de una iniciativa espontánea y aislada de un grupo de personas, entre las que se encontraba el propio Gegúndez. Esperamos poder recabar más información…

Moonage Tubercle

***

ACTUALIZACIÓN. Fernando Gegúndez nos envía un añadido más de las emociones que recuerda del concierto: «Aquella noche Jon estaba extrayendo pura lisergia de sus cuerdas, era algo que te subía por la nuca».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.