Crónica del concierto en Actual 93 (1993)

1993-medio-desconocido-resena-concierto-cancer-moon-actual-93

 

J. Sainz firmó este texto, publicado en un medio a identificar, que analiza la actuación de Cancer Moon en el festival logroñés Actual en el que se incide misteriosamente en la expresión «recuerdos underground» que también utilizaba Estíbaliz Espinosa en su reseña para Rockdelux.

***

A la sombra de la luna llena

“Cancer Moon” despertó recuerdos “underground” con un potente concierto

J. SAINZ. LOGROÑO

Todas las sombras que la luna llena dibujó sobre la ciudad parecían en la noche del viernes haberse reunido en una cueva frente a un grupo de licántropos. “Cáncer Moon” hizo brillar su piel serpenteante y sedujo al público que, entre trago y trago, contemplaba una escena calcada de algún viejo tugurio. Vestigios de una época pasada y confusa, mareadamente lúcida; recuerdos de la “Velvet Underground” o de “Screaming Trees” y una fuerte dosis de oscurantismo y distorsión musical afloraron en el subsuelo del abarrotado Pub Continental.

“Cancer Moon” vive un sueño negro y profundo, el sueño de la serpiente del ruido. Josetxo Anitua y Jon Zamarripa, voz y guitarra, respectivamente, atrapan al público a través de ese reptil de garaje. Radicales e indómitos en directo, los bilbaínos apuntan matices de naturaleza rebelde e internacional. La contundencia de su estilo no hace sino aumentar el calor del resultado.

En Logroño demostraron su gran categoría y la extrañeza de su estilo. El público se empapó con los “Cancer Moon” desde el principio, pero sólo al final del concierto se estableció una verdadera comunión entre ambos.

Una atmósfera tan asfixiante como el torrente que impulsa el motor de este grupo se generó a la sombra de esa luna llena tan propicia a los fenómenos extraordinarios. La noche del viernes sirvió para recuperar el ambiente privado, casi clandestino, de las veladas de invierno en un rincón de bar. La maquinaria humana de “Cancer Moon” mantuvo el ritmo de esa noche a la sombra de la luna llena.

Deja un comentario